Una vida común desdramatizada con humor

R.I.P blogs?

El primer contacto que tuve con un blog fue “Ciega a citas” de Carolina Aguirre (1), a pesar de la polémica de usar un nombre ficticio, nunca me importó quien lo escribía porque el atractivo consistía en que me gustaba la historia y que quería leer cada día un poco mas. Así que cuando la autora planteó que los blogs estan muriendo en beneficio de las redes sociales y que que es un formato que tuvo su época de auge en 2007, me pareció un tema interesante.
Es cierto que ya dejaron de ser una novedad en el mundo virtual y como suele suceder en la red el “descubrimiento” lo es todo. Lo esencial en este universo de lo efímero es la eterna búsqueda de lo diferente, de la pelea constante con el tedio de sociedades que se aburren cada vez con mayor facilidad. Más rápido, más corto, mas grotesco, menos esfuerzo parecen ser las contras de Internet, una forma de comunicación revolucionaria y libre que modificó la forma de relacionarnos.
Una de las criticas mas fuertes de los blogs es que cualquiera tiene uno, refiriendose despectivamente a sus autores como “blogueros” poniéndoselos en una categoría literaria sin valor alguno. Es cierto que su accesibilidad y flexibilidad contribuyó mucho a su expansión. Todo aparentemente consiste en registrarse e instantáneamente pensamos que ya esta todo listo pero nos olvidamos de algo el blog es mas difícil de lo que uno piensa y se batalla frecuentemente con el desencanto. Para quienes lo diseñan cuando no se cumplen sus expectativas, o la tarea era mas compleja de lo se creía y terminan cerrándolos. Para quien lo lee ,a veces por accidente o por un criterio erróneo de búsqueda (“Oda a la vagina” originó algunas muy curiosas) porque no tiene nada que ver con lo que intentaba encontrar, o se aburre frente a la repetición de temas . Sin embargo el mayor enemigo para la vida de un blog es no cuidar la esencia de su creación: creer que todo se reduce a cumplir con la publicación frecuente olvidándose del contenido, la huella personal, la honestidad porque hay algo cierto: no se puede vender algo que uno no sienta que compró primero.
Twitter y Facebook oponentes de peso:
Sería muy tonto desmerecer la importancia y la originalidad de quien puede ser divertido en 140 caracteres sin dejar de lado aquello en lo que radica su éxito: la síntesis y la falta de corrección exhaustiva. Su rapidez hace que se privilegie a un blog donde necesariamente se necesita mas tiempo, pausa y esfuerzo de ambas partes para quien lee y para quien escribe a cambio de algo un poco mas personal una forma de interactuar menos estandarizada . Otro competidor de peso es Facebook(2).¿ Como hacer frente a un adversario, que causa adicción, encuentra novio, resucita a los Lázaros del pasado, y propone la sensación de estar “virtualmente” acompañado?.Sin olvidarme del plus: se puede etiquetar hay muros, el estado civil es un status y los gustos y personalidades se categorizan en listados y se hace uso y abuso de una privacidad tan abierta que directa o indirectamente todos somos de todos, (aunque reconozco su utilidad para enterarme que una ex compañera esta haciendo “pan casero” y antes ya nos contó el menú completo).
El blog una cuestion de narcisismo:
Yo creo que no solo en los blogs, no hay nada que ponga a prueba el ego como Internet. La capacidad de reconocimiento y olvido de gente que se hace conocida por un instante hace estallar por el aire cualquier tipo de autoestima sobredimensionada. Si la idea de la posteridad y el éxito inmediato es la base de este formato, contando compulsivamente las visitas y sintiéndose frustrado si estas disminuyen diariamente este no es el camino. Es primordial recordar que salvo quien logre consagrarse, nadie va a aullar si no seguimos en esto, simplemente darán vuelta la pagina y pasaran instantáneamente con un parpadeo a otra cosa, porque esas son las reglas del juego, nadie es vital en este nuevo mundo.
Duchas de realidad aparte, quizas lo mas importante de este tema sea evitar la peligrosidad de las opiniones pre-digeridas por otros y el equilibrio para que las redes sociales no terminen solo en pulsar la opción me gusta como único trabajo y que la forma de leer lo que pasa consista en :”Me enteré por Facebook”
Las opiniones están divididas.En la gran pecera de blogs uno puede optar por una receta, una historia, una experiencia de vida. La huella del creador es lo que los hace diferentes. Si es por hastío todas la formas de comunicación eventualmente darán lugar a otros formatos. Para que los blogs no descansen en paz quizás sea necesario encontrar una forma de mantener viva la creatividad…”Siendo fiel a mi mismo, a mi estilo y siempre empujándome para ser original.” ~ Aaliyah, artista estadounidense (2):”

(1) http://es.wikipedia.org/wiki/Carolina_Aguirre
Fuentes:

(2) Estas son mis impresiones probablemente y por su popularidad, el ente prehistórico sea yo
http://menwithpens.ca/4-reasons-why-your-blog-sucks/ (3)
http://es.wikipedia.org/wiki/Aaliyah

http://www.wired.com/entertainment/theweb/magazine/16-11/st_essay

http://puntoh.ning.com/forum/topics/los-blogs-ya-son-obsoletos

http://www.barrow-in-furness.info/local-bloggers/why-blogging-has-become-so-popular

“>Robert Runte, blogs(http://books.google.com.ar/books?id=srUCmBP98dEC&pg=PA678&lpg=PA678&dq=robert+runte+blogs&source=bl&ots=HZvDL530qG&sig=C9Dlw10HjTKeVHHiN_VGtEaZTnA&hl=es&sa=X&ei=zWZXUJmkJqeY0QHYn4CwBw&ved=0CDsQ6AEwAg#v=onepage&q=robert%20runte%20blogs&f=false)

http://www.profkrg.com/are-blogs-growing-or-dying

Anuncios

Comentarios en: "R.I.P blogs?" (10)

  1. Dinorah dijo:

    Hola Sienna no soy de redes sociales porque no me gustan o será porque en realidad aún no las necesito y en cambio soy de algunos blogs de lo más variado desde cocina, de analistas políticos, de fotografía, de arte, de viajes, de amigas como tú y hasta de un viejito que vive en Inglaterra y lo único que hace es describir los paisajes por donde pasa, el fin en todos los casos es enterarme o ENTRETENERME de otro modo estoy frita. No descalifico al facebook ni a Tw. pero llegué a la conclusión que estos como muchas otras cosas no se hicieron para mí. Un voto positivo a los blogs y a disfrutarlos mientras dure el romance. Un abrazote.

    • Hola D querida : A mi me gustan los blogs y le voy a estar agradecida por la gente que me permitio conocer y porque en definitiva hago que me gusta muchisimo que es escribir .Ojala duren mucho tiempo.
      Es de los 3 el que necesita de lectura y tiempo algo que hoy dia no abunda.A mi FB no me gusta .Twitter me divierte hay gente muy ingeniosa y es ininigualable en cuanto a la inmediatez . Creo que lo peor hoy dia es como el aburrimiento hace que todo se esfume muy rapido.
      Viste Downton Abbey?

      • Dinorah dijo:

        No he visto Downton, me falta tiempo pero me late mucho se nota una buena producción y voy a buscarla a propósito uno de mis hijos rentó la película de Jenn Aniston que criticaste y le dije me dijeron que era muy mala cuando terminó me dijo mala es poco está para dársela a ver a tu peor enemigo y dice que no pasó del capítulo 3 jaja.

      • jajajaj D el que avisa no traiciona. Deciles que si quieren pueden seguir con la venganza recomienden Larry Crowne con Tom Hanks horripilante

  2. Papá por siempre dijo:

    Certero comentario. Por un lado, está el tema de cómo permanentemente aparecen cosas en nuestra vida que superan a lo que considerábamos insuperable. Siempre recuerdo cuando, no tengo claro si a fines de 1983 o principios de 1984, decidí comprarme una computadora Timex Sinclair 4068, una variante o competencia de la más conocida Commodore 64. Se lo comenté a la chica que en esa época salía conmigo y me contestó: “¿Para qué necesitás una computadora?” Y en un arranque de inspiración le dije: “En pocos años, la computadora va a ser una electrodoméstico más en todos los hogares”, frase que hizo que, años después, me autoconsiderara el Alvin Toffler del subdesarrollo. Y sin embargo, ni por las tapas imaginé que íbamos a superar ampliamente ese “presagio” con la aparición de notebooks, netbooks, iPads y otros. Mucho menos que el famoso reloj intercomunicador de Dick Tracy (menores de 40 o 45, googlear) iba a estar al alcance de cualquier mortal y superado aun, en forma de smartphone (le sigue faltando la función “¡Alto la acción!” de la que disfrutaba el viejo Dick).

    Paralelamente, a través del mismo medio, aparecen diferentes formas de comunicación. El e-mail fue todo un avance. Luego el ICQ y otros antecesores del MSN, el mismo que hoy está siendo desplazado por el chat del Facebook. Webcams, cámaras fotográficas digitales, de video (que en vez de un pesado y gigante casete, usan una tarjetita de 2 x 2 y casi sin espesor), teléfonos que sacan fotos y las mandan instantáneamente al lugar del mundo más remoto que podamos imaginar, televisores que se conectan a Internet, etc.

    Hasta la década del 80, aquel que tenía inquietudes periodísticas podía volcar sus pensamientos, filosofías, etc., en unas hojas escritas a máquina, fotocopiarlas, armar un pequeño diarito y distribuirlo entre conocidos (los más osados, intentaban venderlo). Luego llegó el procesador de textos y la impresora. El mail permitió que los escritos llegaran a sus destinatarios en forma virtual, sin gastar tinta y papel (los árboles y el ambiente en general, agradecidos).

    Y finalmente (por ahora, solamente por ahora, diría un relator de fútbol) llegamos a los blogs, el Facebook y el Twitter.

    Creo que cada uno cumple una función bien delimitada, aunque a veces se suelen confundir los límites.

    Los blogs permiten que uno escriba algo de manera elaborada y, sin llegar al nivel de una novela, se le hagan correcciones antes de su publicación. Es cierto que muchos usan el FB con la misma idea y estilo. La diferencia está en que en el FB uno puede ajustar los parámetros de confidencialidad y saber quiénes pueden llegar a leerlo (aunque nunca sabrá si los que no hicieron comentarios lo leyeron o si lo hicieron con interés). En cambio los blogs, salvo que se limite su acceso a gente previamente inscripta, cualquiera puede llegar siguiendo los links en otros blogs y también debe haber una gran cantidad de “lectores silenciosos”. El TW, como bien decís, es para frases cortas y de mucho ingenio. Algunos usan el FB para eso, o conectan ambos de manera que lo que publican en uno, aparezca automáticamente en el otro.

    En mi caso personal, y ya lo he aclarado varias veces, no tengo blog justamente porque no confío en que mi creatividad tenga continuidad. Entonces prefiero pedir espacios prestados en blogs amigos cuando las musas visitan mi jardín. Tengo FB hace ya más de tres años. Lo uso un poco para todo. Encontrar y conectarme con gente que hace rato no veo, publicar algún escrito (muy de vez en cuando), compartir frases, dibujos, chistes, etc., que otra gente deja en Mi Muro, recibir noticias de sitios que me interesan (que de otra forma me obligaría a visitar sus páginas web diariamente), expresar mis ideas políticas (aunque últimamente me está generando algunos dolores de cabeza), recordatorio de fechas de cumpleaños (he llegado al extremo de olvidarme en forma absoluta de saludar a quienes no tienen FB o no han publicado su fecha de cumpleaños, como mis dos cuñados mellizos, uno de ellos, padrino de mi hija) y, fundamentalmente, compartir con todo el mundo mis fotografías, único arte que más o menos manejo y estoy tratando de perfeccionar. Twitter no tengo, no me interesa, salvo que me resultan tentadores algunos concursos exclusivos para quienes lo tienen. Creo que sería la única razón por la que podría llegar a abdicar y sacar una cuenta en TW. Cuando tengo algo corto y más o menos ingenioso para decir, lo digo en FB.

    Bueno, perdón, esto resultó casi casi una entrada, más que un comentario. Por esta razón, no puedo tener TW. Ni 140 oraciones me alcanzan…

    • Me parecio muy interesante la descripción del proceso Mario. El blog creo que de los 3 es mas intimo mas personal. Yo FB no tengo a veces me siento de la misma forma que que quien dice”no tengo celular”. La gente piensa que soy un bicho prehistorico. A veces chusmeo en el de una amiga que tiene a todos los de la secundaria y que a mi no me interesa re-conectar. Tampoco entiendo lo de “un millon de amigos” . Evidentemente debo ser yo. Tengo twitter no lo uso mucho porque me cuesta la sintesis, pero hay gente muy original y tiene eso del tiempo real y los comentarios de actualidad.
      Yo soy fan de Internet, creo que es una herramienta fantastica pero si se la compensa con otra cosa para reforzar el criterio propio. Hay como una epidemia de aburrimiento y tambien de gente que salta a la fama y dura segundos y no se si todo el mundo entiende el juego.
      PD: Podrias hacer un blog con tus fotos y contar un poquito la historia, de como te atrajo la idea seria lindo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: