Una vida común desdramatizada con humor

Calandria
Cuando le preguntaron a la guapa y elegante Viviana Corcuera la argentina más conocida de la sociedad mexicana y Miss Argentina de 1964 en una entrevista para Hola (confieso que he leído Hola), qué era lo que más extrañaba de su país declaró sin pensarlo: el mate, el asado criollo, el tango, las flores de las pampas y la pasión que se vive por el fútbol . En ese momento conocí las cosas que simbolizan a Argentina y  que le son tan propias.
Prometí a Sienna , escribir sobre Guadalajara la ciudad más bonita de México y sin duda mi  favorita. Y es que haciendo un resumen de Guadalajara puedo decirles  que reúne lo que es México sin que pueda hacerlo ninguna otra, ni siquiera  el mismísimo DF  que  fundaron los aztecas y que nos dejaron un impresionante legado cultural y son un orgullo de nuestra historia. El mariachi, el tequila, lo sones como el jarabe tapatío y el charro mexicano son originarios de Jalisco,  lugar donde los españoles se establecieron y fundaron Guadalajara surgiendo los símbolos por lo que se nos conoce en el mundo, así como Sevilla representa tan bien a  España y Nápoles a  Italia.
Al recorrer Guadalajara lo primero que percibo es que ahí hubo una inmensa riqueza con qué hacer y deshacer. Cuando camino sus calles,  respiro la abundancia que aunque es de un pasado distante, me hace sentir tan  bien. No hablo de excesos (que debió de haberlos y los hay), sino de esa sana abundancia que contribuye a la paz y que cuando se quiere,  también da lugar a inspirarse a enamorarse y a crear.  Se aprecia  en su centro histórico que alberga edificios coloniales, los cuales destacan por su trascendencia arquitectónica y tradiciones, en las impactantes  mansiones del siglo 19 que permanecen en perfecto estado,( hoy en día como  tiendas o restaurantes) y en sus amplias avenidas cubiertas de árboles de antiquísima edad y belleza sin igual. Los tapatíos como se les llama a los nacidos en Guadalajara, se dieron a la tarea de cuidarlos de embellecer su ciudad y sin saber previeron un urgente y desesperado eslogan actual “siembra un árbol salva tu planeta”, para tomar conciencia de que sin pensarlo  estamos acabando con todo lo que el hombre no tiene ni tendrá : la capacidad de crear. Llegará el día que nadie pueda decir que conoció el verde del mar, una rosa, un árbol o esas palomas blancas que sobrevuelan en las numerosas plazas con fuentes de agua fresca y clara,  que abundan en Guadalajara convirtiéndolas en una fiesta y en una alegría muy especial.
En las encuestas de las ciudades preferidas para vivir entre los mexicanos Guadalajara año tras año es una eterna preferida, quizá porque tiene todo lo que hace a  una gran metrópoli sin las desventajas del ritmo desquiciado. Todavía  hoy se puede andar, respirar los olores de las flores, convivir entre las tradiciones, comer sabroso y beber mucho, estudiar, aprender, emprender, ser joven, alegre y sobre todo relajar.
México es famoso por el arte local y se encuentran hermosas piezas artesanales para diferentes gustos y presupuestos. En Guadalajara exactamente en Tlaquepaque y Tonalá se elaboran las artesanías más bonitas y de mejor gusto que he visto. Por ello es el lugar preferido de nuestros vecinos ricos y no tan ricos estadounidenses que vienen sobre todo de la glamorosa y aún bien cotizada costa oeste y el turismo de lujo europeo,  para comprar vajillas y antigüedades y llevarlos a sus mansiones en las playas de Malibú o La Jolla, California.
La Perla de Occidente como también se le conoce, tiene el clima perfecto, soleado en el día, lluvia en la tarde avisando que es hora de correr y poner el café de olla que aromatiza las tardes. En la noche, mucha brisa refrescante, así no hay manera de culpar al clima de nuestro mal humor, también tienen fama de gente bella y elegante y los tapatíos saben comer bien, beber bien y divertirse como pocos.
Las mujeres tapatías son consideradas las más bonitas del país y ni que decir de hombres guapos y un semillero de talento humano que sabe triunfar tal vez porque además del talento, les sobra confianza. Mi abuela una mujer bella y elegante, contaba con mucha picardía que cuando iba a ser presentada con la familia de mi abuelo decidió anunciar (y mentir) que había nacido en Guadalajara pues sabía que eso daba prestigio y tal vez a ella en aquel tiempo ,como a mí en la actualidad, no tener sobrepeso, le daba seguridad.
Este lugar vio nacer al más importante arquitecto que ha dado México Luis Barragán único mexicano en obtener el premio Pritzker que es como el Nobel de la arquitectura. Algunas de sus obras fueron nombradas por la UNESCO Patrimonio Universal debido a la influencia de su arquitectura a nivel mundial. Otro tapatío grande lo fue el compositor Gonzalo Curiel autor de melodías como Vereda Tropical, Morena linda y Noche de luna entre muchas otras que traspasaron las fronteras y hacen que Gonzalo sigua vivo y el amor vigente.
Pero mi tapatío preferido es José Pablo Moncayo creador del “Huapango de Moncayo” la única melodía que me eriza la piel, que me recuerda como ninguna otra cosa Guadalajara y mi México querido, sí aún más que el Himno Nacional Mexicano y que cuando la Orquesta de Luis Cobos empieza a interpretarla ¡empieza el viaje! de playas, de historia, de luchas, de cielos anaranjados y pueblos de vibrantes colores y milenarias tradiciones.
Guadalajara supo despertar en mí el aprecio por el arte, cuando mi papá nos llevó al Teatro Degollado a oír la Sinfónica y al hermosísimo Hospicio Cabañas a admirar la belleza de su arquitectura y los murales que alberga de José Clemente Orozco. Lamentablemente, siendo tan pequeña mi dispersión hizo que saliera cansada sin entender ni valorar nada.
Con los años regresé un par de veces al Teatro Degollado y al Hospicio Cabañas a poner atención. La primera vez en un acto de esnobismo cuando fue declarado por la Unesco Patrimonio de la Humanidad y más tarde por una real necesidad de conectar con lo que me hace bien y hacerme cargo de tomar las riendas de mi bienestar.
Cuando Obama tomó posesión como presidente de EU su primer viaje al exterior fue a Guadalajara a una reunión de Estado con nuestro presidente Calderón y el primer ministro canadiense Stephen Harper. Su estancia en el país duraría apenas un par de horas que no daría tiempo ni de apagar motores al Air Force One. El gobierno mexicano decidió después de quebrarse la cabeza con semejante y demandante visita, sentar a los mandatarios en el centro del Hospicio Cabañas con los murales de Orozco como único horizonte y escenografía. Orozco era para admirarse, para presumirse, para deleitarse y en el siguiente período de vacaciones organicé viaje a Guadalajara con mis hijos. Tenían que ver los murales de Orozco tenían que estar en ese lugar y darles la oportunidad como mi padre me la dio, de convivir y presenciar una de las mejores expresiones artísticas de la humanidad. Hice coincidir fechas para asistir a la excepcionalmente bien organizada y prestigiosa Feria Internacional del libro (FIL) la más importante del mundo de habla hispana donde los Nobeles de literatura son esperados para ser escuchados por miles de apasionados lectores de todas las edades y en los pasillos los niños con libros en mano sentados a ellos muy conectados. Qué mejor espectáculo, cuando de letras y libros estamos sedientos, urgidos y necesitados. Me encanta esta Feria quizá porque como dijo la escritora Guadalupe Loaeza:” es lo único que funciona correctamente en este país” .Mi amiga Gaby quien nos acompañó me recordó que no podíamos dejar de llevar a los chicos a pasear en las Calandrias ¿todavía existen? le pregunté, – claro! -mientras me llevaba hacia ellas a paso apresurado, paseamos y pude me llevaron a encontrarme con un pasado que evoca mi identidad y mi pertenencia.
Guadalajara también me regaló 2 de mis mejores amigos de vida, una herencia generosísima si tomamos en cuenta que mis amigos del alma los cuento con los dedos de una mano. Nos hemos visto en los últimos veranos en un bar bohemio del centro histórico que descubrimos con música de trío y de piano y recordamos los días tan felices que pasamos.Todos los que estuvimos en Guadalajara regresamos o al menos lo deseamos.
En los años 90 Guadalajara me adoptó como estudiante así como lo hace cada año con miles que llegan de muchas partes del país y del mundo, por ello se respira un fuerte ambiente joven y estudiantil, hasta Letizia Ortiz antes de ser Doña Letizia estudió en estas tierras un postgrado, se enamoró de un compañero de clases y empresario, se hizo amiga del pintor cubano Walter Saavedra quien le hizo un retrato desnuda que deambula en un disco y se bebió unos tragos con Fher de Mana, eso es de lo que hemos visto y nos hemos enterado, Lety la pasó rico en Guadalajara que bueno que aprovechó, pero es que ¿quién ahí no se ha enamorado?
Y llega el párrafo de la melancolía, en Guadalajara viví dos maravillosos romances. El primero a mis 17 años, edad imposible de no enamorarse y el segundo a los 20, cuando volví un poco más madura pero aún muy idealista y romántica. Mis romances tapatíos ocupan 2 de los tres primeros lugares de una, en realidad no muy larga lista de amores. Como ven aquellas tierras me presentaron dos tipos trascendentales en mi vida. Cuando reviso sus biografías y elaboro sus perfiles, descubro que fueron decentes, bien intencionados, en dos palabras: hombres buenos. Tal vez con sus graciosos, enormes e inevitables egos inherentes del sexo masculino, pero sin tantos miedos, menos egoístas, más espontáneos, más arriesgados. Sea como fuere si los tuviera enfrente iría a abrazarlos y darles las gracias por no escatimar la ternura y sobre todo por cuidar de no herir de no lastimar, de quedar sin deudas. Pasó el tiempo y me doy cuenta que amo su recuerdo y que fue muy bueno tenerlos.
Soy de pésima memoria pero puedo recordar perfectamente el día que me gradué y regresé a mi lugar de origen. Me invadía una tremenda tristeza, se cerraba el telón y aplaudía de pie pero con una sensación horrible y en medio de las sierras en la carretera me eché a llorar. Atras quedaban muchas cosas . Dejaba una época maravillosa, dejaba un lugar que me es de buena suerte.

Anuncios

Comentarios en: "Hoy escribe desde Mexico Dinorah: ¡Guadalajara Guadalajara hueles a pura tierra mojada!" (16)

  1. Gracias D por escribir!.
    México es hermoso . Nunca voy a olvidar la amabilidad de la gente , las flores en los jarrones de barro contra el color de las paredes, el mar, pero las vacaciones nunca se puede comparar con ver el país con los ojos de alguien que vivió en un lugar que quiere tanto
    Un beso enorme

    • Dinorah dijo:

      Gracias Sienna por prestarme tu espacio para rendirle un pequeño homenaje que le debía por lo feliz que me hizo . Eres bienvenida a México cuando lo desees y yo te invito. Por cierto ¿cuál sería tu Guadalajara?

      • Gracias D!. Creo que Buenos Aires en cierta forma. Si bien tengo cosas del interior del pais , Bs As, me hizo mas fuerte, aca encontré a alguien que me quiere como soy a pesar de no ser una persona fácil. Me hizo mas segura , porque no siempre es sencillo lidiar con la mirada de los otros que juzgan todo el tiempo. Aca se puede ser una hoja en blanco. No te voy a negar que es una ciudad estresante, pero al mismo tiempo te impulsa a seguir adelante. Quizás me hizo mas acida jaja, no se pero le tengo cariño

      • Dinorah dijo:

        Si Sienna te entiendo los lugares pequeños luego nos quedan chicos en el mejor sentido de la palabra. Que rico que te quieran como se debe querer, aceptando y amando lo que ES. ¿Persona difícil? Bueno no me lo pareces pero bienvenida al club ya somos dos. Besos!

  2. Anónimo dijo:

    Que bien escribis Dinorah.

    • Dinorah dijo:

      Muchas gracias! sin falsas modestias no me parece tan bien, justo normal pero me gusta hacerlo. Saludos hasta Argentina.

  3. hola dinor! me diluí en tu relato! viajé de a ratos! cuánta belleza y color me envuelven ahora! muy lindo! viva mexico!

    • Dinorah dijo:

      Alelí gracias por tus porras (ánimos) para México y ¡Viva Argentina! Un beso.

  4. Clara dijo:

    Que bello relato Dinorah. Pude viajar contigo. Gracias

  5. Papá por siempre dijo:

    Muy lindo relato, Dinorah. Si hasta me pareció oler el café de olla. Se nota que la ciudad te ha dejado marcada con recuerdos indelebles.

    Me quedan dos dudas. Acá llamamos hospicio a un asilo, generalmente para ancianos. ¿Qué vendría a ser el Hospicio Cabañas? ¿Y cuál es la razón del nombre Degollado para el teatro?

    • Dinorah dijo:

      Hola Mario el Hospicio fue en un principio creado para recibir a niños huérfanos por un obispo llegado de España con el mismo apellido, ir al Hospicio es una visita clásica de los niños de primaria de Guadalajara. Y el Teatro Degollado es el apellido del gobernador que lo mandó edificar José Santos Degollado en 1855.Un abrazo.

  6. Estuve en Guadalajara, por trabajo, hace casi dos años, y tengo grandes amigas tapatías. Tus palabras no hicieron más que recordarme esos días tan espléndidos. El fin de semana fuimos a Ajijic y a otra ciudad cercana, menos gentrificada, pero igualmente bella, a la orilla de un lago cuyo nombre no recuerdo. La primera noche, en el hotel, me despertaron los cantos Cielito Lindo, y Quiero ser el Rey de un grupo de felices borrachos que volvían de una juerga. Recuerdo que en vez de irritarme, sonreí medio dormida “así que esto es México”. Al día siguiente, se lo conté a mi amiga, y ella me corrigió: “esto es Jalisco!” Un beso grande y gracias por compartir tus palabras.

    • Dinorah dijo:

      Hola E Ajijic es una comunidad a orillas del lago de Chapala (muy cerca a Guadalajara) y sus habitantes son en su mayoría estadounidenses jubilados que vienen a gozar del clima, por ello habrás notado que los precios son en dólares y el idioma que se maneja en tiendas por ejemplo es el inglés. Mi primera noche de luna de miel la pasé en un hotel muy cerca al Lago de Chapala por cierto ese día no pasó nada estábamos tan agotados que sólo dormimos tanto que al otro día nos dejó el avión que nos llevaría a las playas de Ixtapa en fin….lindísimos recuerdos. Por cierto “El Rey” la cantan todos los borrachos y en vías de estarlo, es una canción que todos los mexicanos hemos cantado en cualquier momento de nuestra vida, en cualquier estado. Gracias por leer y comentar, un beso y un abrazo fuerte y ojalá vuelvas pronto.

  7. Crai dijo:

    ME ENCANTÓ!!! Mirá que he visto fotos, pero tu texto hizo que realmente me dieran ganas de conocer Guadalajara!! Besos!

    • Dinorah dijo:

      Crai estas invitada, anímate gustosa seré tu anfitriona. Sabes extraño tus posts. Un beso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: